• ORIGEN 100 % ESPAÑA
  • CALIDAD GARANTIZADA
  • ENVÍOS GRATIS A PARTIR DE 75€
  • ORIGEN 100 % ESPAÑA
  • CALIDAD GARANTIZADA
  • ENVÍOS GRATIS A PARTIR DE 75€

¿Qué es y para qué sirve el polen de abeja?

 

POLEN ABEJA

 

El polen de abeja está de moda, es probable que lo hayas visto  en algunas fotos de Instagram espolvoreado sobre deliciosos batidos, ensaladas y tazones de acai. Pero lo cierto es que estas semillas amarillas existen desde hace siglos y se utilizan con mayor frecuencia en la medicina china. Si estás interesado en saber que es y sus posibles beneficios para la salud, sigue leyendo.

El polen de abeja es una mezcla de saliva, néctar y polen de plantas que se acumula en las patas traseras de las abejas jóvenes cuando aterrizan en una flor. El polen se transporta de regreso a la colmena, donde luego se almacena en el panal de la colmena para fermentar la comida de la colonia de abejas.

Dado que el polen que las abejas recolectan en sus patas puede provenir de varias plantas, la composición del polen de abeja puede variar según la fuente de la planta e incluso la región geográfica

Las abejas polinizan más del 30% de los alimentos que comemos. Además de su ayuda para mantener vivos los cultivos, las abejas también producen una sustancia deliciosamente dulce y pegajosa que utilizamos esencialmente como jarabe natural. 

En su forma más cruda, la miel está compuesta de polen de abeja, propóleo de abeja, un compuesto que proviene de la savia de los árboles, y una gran cantidad de antioxidantes que la miel procesada no brinda a sus consumidores.

 

POLEN FLOR ABEJA

 

Beneficios para la salud

El polen de abeja y la miel se han utilizado con fines medicinales durante cientos de años, pero ¿Cuáles son sus beneficios comprobados para la salud?

Recientemente, el polen de abeja ha ganado terreno en la comunidad de la salud porque está cargado de nutrientes, antioxidantes, aminoácidos, lípidos, las vitaminas A, B1, C, D, E, K y más de 250 sustancias activas. De hecho, el Ministerio Federal de Salud de Alemania reconoce el polen de abeja como medicamento. Muchos estudios han examinado los efectos del polen de abeja en la salud y han encontrado resultados positivos..

Rico en antioxidantes: Comer alimentos con un alto contenido de antioxidantes puede reducir el riesgo de enfermedades crónicas como enfermedades cardíacas y diabetes. Esto incluye los químicos vegetales que se encuentran en el polen de abeja y la miel cruda, que pueden incluir tantos antioxidantes como frutas y verduras.

Antibacteriano y antifúngico natural: la miel contiene naturalmente peróxido de hidrógeno antiséptico, lo que significa que puede matar bacterias y hongos dañinos. 

Promueve la cicatrización de heridas: Posee propiedades antibacterianas que pueden ayudar a promover la regeneración del tejido dañado.

Antiinflamatorio: Las vitaminas, minerales y antioxidantes que componen el polen de abeja potencian sus propiedades antinflamatorias. Según un artículo publicado en la página de El Centro Nacional de Información Biotecnológica de USA, el polen de abeja actúa inhibiendo la actividad de las enzimas responsables del desarrollo de procesos inflamatorios.

Alivia el síndrome premenstrual (SPM): Otro estudio realizado por la Universidad de Copenhagen experimento con una combinación específica de jalea real, extracto de pistilo y polen de abeja. Los hallazgos sugirieron una reducción de los síntomas del síndrome premenstrual, incluida la irritabilidad. 

Existen otros estudios, muchos de ellos en animales que sugieren que el polen de abeja estimula el desarrollo de órganos inmunes, mejora del rendimiento atlético, promueve la pérdida de peso, reduce la depresión y mejora la respuesta sexual pero no hay pruebas suficientes en este momento para validar estas afirmaciones.

Riesgos potenciales del uso de polen de abeja

Aunque el polen de abeja es complemente natural, existen indicios de algunas contraindicaciones.

Reacciones alérgica: si eres alérgico a las abejas o al polen (especialmente del diente de león, ambrosía o plantas de la familia Asteraceae), el polen de abeja y la miel en general pueden provocarte una reacción alérgica grave.

Interacciones con anticoagulantes: el polen de abeja tiene una calificación de interacción moderada con el anticoagulante Warfarina. Consulta con tu médico antes de tomar polen de abeja si estás tomando Warfarina o cualquier otro anticoagulante.

Contracciones uterinas: El polen de abeja puede tener efectos estimulantes uterinos, por lo que es mejor evitarlo si estás embarazada y consulta con tu médico antes de tomar polen de abeja si estás amamantando.

Cómo usar el polen de abeja

El sabor del polen de abeja depende del tipo de flor de donde proviene el polen, pero generalmente tiene un sabor floral y ligeramente amargo, pero dulce, por lo general no alterará demasiado el sabor de tus alimentos.

El polen puede ser un excelente acompañante para tus desayunos en tus tazones de avena o cereal. También puedes probar añadirlo al yogurt, pudín de chía, jugos verdes o bebidas proteicas. Incluso puedes usarlo como un aderezo solido en tus ensaladas o incluirlo en la preparación de granola casera. 

Información nutricional del polen de abeja

Te dejamos datos sobre su información nutricional, basados en una porción de 1 cucharada:

  • 40 calorías
  • 0g de grasa
  • 7 g de carbohidratos
  • 4 g de azúcares totales
  • 1 g de fibra
  • 0 mg de sodio
  • 0 mg de colesterol
  • 2g de proteína

Si estás comenzando a incluir el polen de abeja en tu dieta, hazlo con moderación e inicia con 1/4 de cucharadita a la vez. Puede aumentar esto gradualmente hasta 1 cucharada por día.